5 jun. 2016

RIEN DE RIEN

De  días  atrás...










Nada  de  nada. 
Imposible no pensar en un encuentro con un marroquí morfinómano con un solo  zapato, una  lluviosa  noche de  carnaval, al  oír  esa expresión.

-"Rien de  rien"... le dijo mi  amigo.
-"Boca de  Dios"... balbuceé yo.

No  hubo  entendimiento  más que  el  del  policía que dispersó aquel  momento Babel.

"Pulicía hablar para  mí...yo marchar a  mi  casa..."

Nada de nada.
Imposible no pensar  en ...Ana Curra.

Un millón de  gracias...amigo mío...!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario